web analytics
indefenso.com
Tu sitio en la red donde publicar tus quejas y reclamaciones
9May/125

Crítica a Smartbox y al Centro Bubbles Barcelona.

Esta es la queja que escribo a Smartbox al volver del centro-spa Bubbles Barcelona (Ronda del General Mitre, 135), y recibir un pésimo trato. La queja la escribo el día 22 de febrero de 2012, y desde Smartbox no me dan respuesta hasta el 3 de mayo... ¡más de dos meses!, así que ya os imaginaréis la nefasta gestión del problema que han realizado...

"El establecimiento no nos ha proporcionado el tratamiento indicado en la Smartbox Vitalidad para Dos, el que habíamos elegido, y que habíamos reservado con suficiente antelación. Queríamos un tratamiento Vitalidad, que incluye: Baño turco 15 min. Hidromasaje con leche de burra 20 min. Masaje relajante 25 min. e infusión.

Según nos cuentan hubo un error al tomar la reserva, y anotaron que sólo llevábamos un masaje. Nos metieron en cabinas separadas, a mi marido en una, y a mí en otra, y después del masaje (que duró más tiempo, eso sí, y es de lo único que no nos podemos quejar, porque las chicas lo hicieron genial), nos dicen que nos vistamos y que nos dan la infusión, con todo el cuerpo lleno de aceites, sin ofrecerte siquiera una ducha. Me pongo la ropa ensuciándomela con el aceite del masaje y salgo a preguntar que qué ocurre con el baño turco y el hidromasaje con leche de burra. Luego sale mi marido, igual de confundido que yo. Nos dicen que ha sido un error del chico que nos ha hecho la reserva, que en teoría no está en ese momento en el establecimiento, porque yo solicito hablar con él. Que no pueden hacer nada, porque ya tienen a otras personas esperando, y que si realmente nos hacía mucha ilusión lo del hidromasaje... ¿Bromean? Vamos a ver, no es que me haga ilusión o no, es que hemos pagado por unos servicios que no nos están ofreciendo. Y como me pongo muy pesada, acceden a hacernos el hidromasaje "porque encuentran un hueco si esperamos un rato". Y esperamos...

Del baño turco ni rastro, claro, pero es que en el hidromasaje ni rastro de leche de burra tampoco, como anuncian en la Smartbox, no: agua del grifo amenizada con champú para el pelo (vimos el bote al lado de la bañera)... más cutre imposible, y más estafados no nos hemos podido sentir.

Al menos nos pudimos quitar el pringoso aceite del masaje al darnos la ducha posterior (con champú para el pelo, claro, porque una chica nos dijo que no tenían gel de baño). Y otra cosa, por si fuera poco, el albornoz que me dieron para secarme, más sucio imposible... asqueroso y lleno de manchas enormes. Igual se piensan que con la luz tenue que ponen no nos vamos a dar cuenta de esos detalles.

Para más indignación, yo había llamado esa misma mañana para confirmar que íbamos, indicar de nuevo el tratamiento, e incluso pregunté si hacía falta llevar bañador, por aquello del hidromasaje (ósea, que sabían de sobra a lo que íbamos). Nos han engañado porque han querido, y ya está.

Porque, por si aún fuera poco, al día siguiente llamo para hablar con el "supuesto chico que me hizo la reserva" y que fue el que se equivocó, sólo para saber qué había podido pasar, ya que yo le dejé bien claro cuál era nuestro tratamiento. Me coge el teléfono el mismo chico de siempre, que supongo es el encargado, y el que más nos ha engañado, incluso quitándose "el muerto" de encima diciéndonos que la culpa era de otro chico, que dudo mucho exista. Y, llegados a este punto, ya me llega hasta a hablar mal, con malos modos, diciendo que no entiende el motivo de mi llamada, que si no había quedado contenta, etc. Por supuesto que NO. Teníamos muchos sitios para elegir en Barcelona, incluso el famoso Spa del hotel Juan Carlos I que es de los mejores de Europa, elegimos ese porque me atrajo el tratamiento que ofrecían, y van y nos estafan... Te dejas el dinero en una Smartbox y el sitio elegido no cumple con lo mínimo exigido que debe cumplir un servicio de estas condiciones.

Sólo espero que sitios como este desaparezcan de vuestro catálogo, y que realmente ofrezcáis servicios de calidad, porque si no voy a dejar de comprar estas experiencias de Smartbox para regalar a mis familiares y amigos. No desearía ser la culpable de que ninguno de ellos tenga que pasar por este mal trago, cuando se supone que tiene que ser una experiencia positiva y bonita.

Lo que sí quiero dejar claro es la profesionalidad de las chicas que nos hicieron el masaje, que fue lo único bueno de esta experiencia, y la poca vergüenza del chico encargado, mintiéndonos, engañándonos, dando vueltas al mismo sinsentido, e incluso hablándome mal cuando volví a llamar. Si han metido la pata, y ha habido un error al hacer la reserva, no es culpa nuestra, y pienso que deberían haberlo subsanado de otro modo, no con la chapuza del hidromasaje con agua del grifo...

Indignante."

Después de más de dos meses en espera de una respuesta, recibo la “sentencia” de los responsables  de Smartbox, en la que me dejan por mentirosa, y dan la razón a ese centro donde tratan tan mal a los clientes que pagamos por sus cajitas. En el centro Bubbles Barcelona se han encargado de engañarlos (o ellos son tontos y se dejan engañar), diciéndoles que nosotros no dijimos que íbamos con un bono Smartbox, cosa que es falsa, porque no en una, sino en dos ocasiones que llamé lo dejé muy claro.

Los responsables del centro Bubbles Barcelona son unos auténticos mentirosos, y los señores de Smartbox encima lo permiten, dejando en entredicho lo que opinan sus propios clientes.

Y esta ha sido mi última respuesta a la cual no he recibido contestación, más que amenazas para que retire de esta crítica el nombre de la empleada que ha gestionado mi queja, y el email literal que ellos me enviaron, pues es de carácter confidencial. Me han amenazado con que tomarán medidas legales si no lo hago, por eso esta entrada está modificada… manda narices lo desprotegidos que estamos, y lo poderosos que se creen.

Buenas tardes, Srta X. Lo primero que me ha sorprendido es la enorme cantidad de tiempo que ha pasado desde que me puse en contacto con vosotros y hasta que he recibido una respuesta por vuestra parte. Habréis tenido, por lo tanto, suficiente tiempo para comprobar que el centro Bubbles de Barcelona no cumple con los requisitos mínimos exigidos para ofrecer un servicio de calidad a los clientes de Smartbox, y que sus responsables son unos auténticos MENTIROSOS, que son capaces de dejar a vuestros clientes como tales, con tal de no reconocer que metieron la pata y se equivocaron. Yo dije que iba con Smartbox el día que hice la reserva, incluso concretamos el tratamiento que queríamos hacernos mi pareja y yo. Pero no sólo eso, el día antes de realizarnos el tratamiento, volví a llamar para asegurarme de que todo estaba correcto, y volví a insistir sobre lo que nos íbamos a hacer. La zona de baño no estaba ocupada, porque de hecho, al quejarnos de que nos habían dejado el tratamiento a medias, nos dejaron entrar en el jacuzzi, en teoría con el tratamiento de leche de burra. Pero yo no sé si es que se pensaron que éramos tontos, o que con la poca luz no nos íbamos a dar cuenta, pero aquello no era leche de burra, sino agua con champú para el cabello. Creo que todo esto os lo he contado ya. Pero claro, igual os interesa creer las mentiras que os cuentan desde este centro que lo que os dice una cliente enfadada por un mal servicio. De nada me sirve que me den 15 minutos más de masaje, cuando se han comido dos partes de mi tratamiento (el hidromasaje con leche de burra y el baño turco) por los que hemos pagado previamente... sinceramente no compensa. Aceptamos porque no nos ofrecieron más opciones que esas. Porque me reitero en que el trato no fue el más correcto. Respecto a los albornoces, sí, nos podríamos haber quejado allí, aunque por desgracia, cuando me di cuenta de la suciedad que tenía el mío ya me había secado medio cuerpo (estábamos casi a oscuras). Y no me pareció de recibo ponerme a discutir allí en la recepción cuando había otros clientes esperando. Pensé que la mejor opción era exponer mis quejas a través de vosotros, que al fin y al cabo sois los intermediarios, y los que debéis velar porque este tipo de situaciones no se produzcan, y en caso de producirse, intentar buscar otra solución más allá de poner en entredicho lo que dicen los clientes. Pero ya veo que me he equivocado. Así que, ya que vosotros no habéis sido capaces de solucionar nada, tendré que ser yo la que difunda este mal trato recibido, ya no sólo por el centro Bubbles de Barcelona, sino por su "tapadera" Smartbox. No tendré reparo en contar mi nefasta experiencia con ambos en todo tipo de comunidades de críticas, de sitios web especializados, blogs, etc. Y por supuesto, nunca más usar ni recomendar Smartbox.

Con una simple disculpa por parte del centro se hubiera evitado todo esto, pero lamentablemente hay gente que no sabe hacer su trabajo bien.

¿Te gustó este artículo?

¡Suscríbete a nuestro feed RSS!

Acerca de Kimmi

Sin descripción. Por favor completa tu perfil.
Comentarios (5) Trackbacks (1)
  1. Gracias para ponerlo. Iba a reservar con ellos con mi SmartBox pero ya iremos a otro sitio. Muchas gracias de nuevo de informarnos

    Marcar comentario como inapropiado

    A favor o en contra: Thumb up 0 Thumb down 0 (0)
  2. A mí me recomendaron este lugar y estuve allí con mi pareja de maravilla, realmente nos trataron increible, a mí también me ha sucedido problemas con smart box en otras ocaciones y servicios, por lo que dejé definitivamente de comprar cupones groupon y smartbox, siempre existe alguna diferencia, así que al menos nosotros ahora vamos directamente a los lugares que vemos interesantes por internet y de momento nos va mucho mejor.

    Marcar comentario como inapropiado

    A favor o en contra: Thumb up 0 Thumb down 0 (0)
  3. Yo estuve ayer con mi novio gracias a un regalo de Smartbox para darnos un masaje facial y cervical y fue una pasada. EL trato inmejorable, el masaje genial e incluso nos cambiaron la hora en el mismo dia porque queriamos ver Barcelona. Yo solo puedo hablar bien de este centro. Nos dieron un te y unas muestras de crema. un saludo

    Marcar comentario como inapropiado

    A favor o en contra: Thumb up 0 Thumb down 0 (0)
  4. No lo recomiendo para nada.
    Yo fui ayer y lo que debía ser un tratamiento de 1 hora y 15 min. y fue escasamente de 40 minutos.
    Tenia reservado 15 min. de masaje exfoliante y 1 hora de masaje de chocolate.
    Entré a la sala a las seis y diez y a las siete menos cinco ya había acabado y me había duchado y todo.
    Al comentarlo en recepción me dijeron que había tenido mala suerte.¡¡ Menudo timo!!

    Marcar comentario como inapropiado

    A favor o en contra: Thumb up 0 Thumb down 0 (0)
  5. Estubimos a punto de cojerlo y leyendo los comentarios nos hemos hechado para atras, es logico que no queremos engaños, solo se queremos lo que ofrecen.

    Saludos

    Marcar comentario como inapropiado

    A favor o en contra: Thumb up 0 Thumb down 0 (0)
Antes de dejar un comentario sigue estas sencillas reglas:
  1. No escribas en mayúsculas. Recuerda que es lo mismo que gritar.
  2. Utiliza un apodo o nombre genérico.
  3. No des datos personales de terceras personas: nombre, dirección, email, etc...
  4. Cuida tu gramática. La manera en la que escribes es como te ve el resto en Internet.
  5. No uses la palabra "Estafa" y sus derivados.

Deja un comentario


*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies